Gestione las tareas de casa eficazmente para su empleada de hogar

Gestione las tareas de casa eficazmente para su empleada de hogar

La correcta planificación de las tareas domésticas nos permite aprovechar mejor nuestro tiempo y el de nuestra empleada de hogar.

En este artículo ofrecemos una guía basada en nuestra experiencia como agencia de colocación de servicio doméstico para aprovechar al máximo el tiempo y tener una mayor efectividad en las tareas y la limpieza del hogar.

La Mascota

El día de aseo de la mascota debe planificarse y esta debe ser la primera tarea en realizarse por parte de empleada de hogar. Tanto si se trata de un baño como de la limpieza de su jaula o caseta, lo mejor es realizarlo al principio de la jornada.

De ático a sótano

En el caso de ser una casa con varias plantas, la empleada de hogar de be empezará a limpiar la casa en la parte superior  e irá descendiendo hasta la planta inferior, ocupándonos durante el recorrido de la escalera.

Dormitorios

Limpiando el espejoAntes de limpiar cualquier estancia de la casa, la empleada de hogar ventilará abriendo puertas y ventanas.

Limpiará el polvo, pasará la aspiradora o la mopa y fregará el suelo.

La ropa de cama, la cambiará la empleada de hogar según nuestra costumbre y ordenará toda la habitación.

Una buena ayuda para no perder tiempo en averiguar dónde debemos guardar determinado objeto o piezas de difícil catalogación que nos vayamos encontrando, es disponer de un lugar comodín donde la su empleada de hogar puede irlos depositando según avance por la casa.

La Cocina

Limpieza de la cocinaLas cazuelas, sartenes, ollas y otros recipientes deberá dejarlos en remojo con agua y jabón.  A continuación, limpiamos encimera, vitrocerámica, electrodomésticos y el mobiliario, dejándolo en perfecto estado de revista, y siguiendo este orden.

La limpieza de altos y mobiliario en general debe realizarse desde arriba hacia abajo.

Por último nuestra empleada de hogar barreá y fregamos el suelo.

Aseos y baños

La misión principal en esta estancia, más que la sola limpieza, es la desinfección. La empleada de hogar Seguirá el siguiente orden: Y limpiar, sanitario- ducha/bañera -lavabo/bidé -cristales/espejos.

Coloca un cesto en cada uno de los aseos o cuartos de baño, en ellos los miembros de la familia depositarán las prendas cuyo destino sea la lavadora.

Salón, comedor y/o cuarto de estar:

Limpiando el salon de estarLo primero es limpiar los muebles y supervisar esquinas y techos.

Sacudimos los sillones y cojines, limpiamos las sillas, las mesas y aspiramos el suelo  y las alfombras.

Fregamos el suelo y, por último, limpiamos ventanas, cristales y espejos.

Para una mejor limpieza, es muy útil el recurso clásico de voltear las sillas suspendiéndolas sobre la mesa.

¿Cuándo barrer, fregar y/o pasar la mopa?

Los suelos de la casa deberá limpiarlos en último lugar; la empleada de hogar podrá hacerlo después de terminar una habitación y antes de pasar a la siguiente estancia. O bien, al finalizar la limpieza de toda la vivienda.

El Hall:

Como el protocolo marca limpiar desde el interior de la vivienda hacia el exterior, y el hall es, además, la zona de paso principal, la dejará en último lugar. Deberá tener en cuenta la puerta de acceso y limpiarla por dentro y por fuera.

El hall es el emplazamiento perfecto para ambientarlo con nuestra fragancia preferida.

Planchar:

planchar y limpieza de casa de nuestra empleada de hogarLa empleada de hogar podrá organizar el momento de la plancha al finalizar la limpieza de toda la casa.

Empezará por la ropa de trabajo (camisas, uniformes escolares, etc.) y terminará por aquella que podamos dejar doblada fácilmente sin necesidad de plancharla en caso de no disponer de tiempo suficiente.

Tareas diarias y semanales:

La base para una perfecta atención a nuestro hogar es gestionar bien las tareas a desempeñar en función del tiempo.

Por ello, aunque hemos  dado unas pautas de orden a seguir, es necesario establecer qué  tareas pueden realizarse diariamente y cuáles semanalmente.

Las tareas diarias son las acostumbradas y son de limpieza de la casa y orden en general en todas sus habitaciones.

Las semanales además de las citadas pueden ser:

  • Reorganización y limpieza de la nevera y demás electrodomésticos: horno, microondas y lavavajillas
  • Cambiar la ropa de cama: toallas, sábanas, trapos de cocina
  • Limpiar ventanas, cristales, tragaluces, lámparas, bombillas, equipos y pantallas…


¿Se acuerda de ese lugar comodín para guardar diferentes objetos de difícil  catalogación? Ha llegado el momento de hacer una buena limpieza.

 

 

Comentarios cerrados.